//Apple Card, resuelve aquí todas las dudas de la tarjeta de crédito de Apple
apple-card-how-to

Apple Card, resuelve aquí todas las dudas de la tarjeta de crédito de Apple

Apple Card, la gran sorpresa del evento de Apple.

Se rumoreaba desde hace semanas con la posibilidad de que Apple pudiera lanzar su propia tarjeta de crédito. Tal vez a muchos les pareció chocante pero las fuentes parecían fiables. Sin embargo, lo que pocos imaginaban es que esta tarjeta se presentaría en el evento realizado el 25 de marzo como finalmente ocurrió bajo la premisa de hacer que el usuario pueda gozar de una «vida financiera saludable».

Nada más ver la nueva Apple Card vemos que la compañía de Cupertino ha querido dejar su estampa incluso en el diseño. Esta tarjeta posee un diseño muy minimalista construida en titanio, con un blanco en el que destaca el mítico logo de la manzana acompañando al chip de la tarjeta y a los datos relativos al titular de la misma sin incluir el número de tarjeta, algo de lo que hablaremos en el apartado de seguridad.

Primeramente hay que decir que esta tarjeta estará emitida por MasterCard y ha sido realizada por Apple en colaboración con la entidad bancaria Goldman Sachs. En principio la tarjeta estará operativa en Estados Unidos este verano, aunque es posible que acabe llegando a otros países en futuros meses al igual que ocurrió con Apple Pay.

Funcionamiento.
El uso de Apple Card en su más estricto sentido es idéntico al de cualquier otra tarjeta. Es decir, que podrás disponer de una tarjeta física con la que realizar compras en establecimientos públicos, ya sea mediante contactless o introduciendo la tarjeta en un datáfono. Esta tarjeta estará pensada para aquellos establecimientos que no cuenten con datáfonos compatibles con Apple Pay, aunque desde Apple quieren que utilicemos en la mayoría de los casos la tarjeta virtual.

También, y como era de esperar, se podrán realizar pagos mediante Apple Pay con esta tarjeta, cuya creación ha tenido por objetivo que se use de forma virtual. El funcionamiento de este método de pago es sencillo, seguro y requiere de los mismos pasos que con cualquier tarjeta de crédito que haya sido introducida en la aplicación Wallet. Una vez hecho esto solo se requerirá Touch ID o Face ID del iPhone cuando se vaya a proceder a realizar el pago. También el Apple Watch está integrado con esta funcionalidad.

Transferir dinero a tus contactos con esta tarjeta es también posible gracias a que se integrará con Apple Pay Cash. Esto se realiza a través de iMessage como si se tratará de un pago corriente realizado por Apple Pay. No obstante hay que destacar que este servicio todavía no está habilitado en todos los países a pesar de que en la app de Mensajes si aparezca la función.

Con Apple Card se ahorrará e incluso se ganará dinero.
Dónde encontramos mayor diferencia entre la Apple Card y las tarjetas ofrecidas por otras entidades es en cuanto a interés y comisiones. Para empezar hay que destacar que Apple ha afirmado que no cobrará ningún tipo de comisión al realizar operaciones por las que, generalmente, se suelen cobrar con otras tarjetas. Es el caso, por ejemplo, de las transferencias internacionales o los pagos en el extranjero.

Pese a que no habrá ningún tipo de comisión de mantenimiento ni habrá un mínimo de operaciones al mes obviamente estamos hablando de una tarjeta de crédito. El interés de nuestra línea de crédito variará entre el 13.24 y el 24.4%. Si algún mes nos retrasamos tenemos de bueno que no se aplicará una penalización como tal aunque si que los intereses se irán acumulando.

La funcionalidad Daily Cash también estará presente en la Apple Card. Con ella se conseguirá que, realizando un determinado numero de operaciones al día se pueda llegar a reingresar un porcentaje de los que se ha gastado. No sabemos si esto se realizará al instante, mensualmente o de que forma pero sin duda es un importante atractivo. Destaca también que esta funcionalidad no tendrá límite diario.

Como aspecto a destacar en seguridad está también el hecho de que los servidores no almacenarán información de las transacciones realizadas con Apple Card. De esta manera se asegura que tan solo el portador de la tarjeta sea quien disponga de la información relativa a sus operaciones.

Sin duda nos encontramos ante un producto que, a pesar de que, como decimos, todavía no saldrá de Estados Unidos, se predispone a ser una buena alternativa a las tarjetas emitidas por las entidades tradicionales. Habrá que ver si Apple muestra nuevas informaciones al respecto de este nuevo servicio.

Fuente tomada de La manzana mordida.

 

TAGS: